Hoy las ciencias se adelantan que es una barbaridad

Así comentan los jugadores de mus en La verbena de la Paloma y añaden, abusando de la rima: una brutalidad, una bestialidad. Dicho esto por los años de Comte, Darwin y Spencer, la cosa tiene guasa. El sonsonete sainetero me vino a la memoria leyendo a Ervin Laszlo en El paradigma akáshico, lectura que debo al buen consejo de Juan Arnau, mucho más provisto que yo de cosas cuánticas e hinduístas.

Laszlo sale al encuentro de la epistemología de una ciencia basada o encaminada hacia el caos y la casualidad. The life is a mistake reza el apotegma heredado, justamente, del neodarwinismo. La vida es un malentendido, acaso un error. Esto se lo podría haber planteado Ortega, siempre ocupado en entender la vida y librarse de los equívocos. Para Laszlo, el universo o la familia de universos que surgen del metaverso, no resulta verosímil que todo esto y todo aquello sea la consecuencia del azar.

Mi ancha ignorancia en la materia se limita a descifrar lo que dicen los sabios, sin intentar tomar partido, aplaudir o refutar. Pero vuelvo al mus del sainete: me permito observar que, a medida que las ciencias se adelantan –y dando por supuesto que avanzan, que hay para ellas un adelante y una atrás– se ponen más prolíficas en magníficas hipótesis, como yo ahora en esdrújulos.

Cuanto más saben, menos se atreven a ser asertivas. La ignorancia es audaz y la sabiduría, prudente. Yo trato de sintetizar, ser ignorante y prudente a la vez.

Con todo, no puedo olvidar un antiguo refrán filosófico, acaso escolar pero encantador: el arte intuye lo que la ciencia explicará y, tardíamente, la filosofía habrá de meditar. Amanecer, mediodía y ocaso. Lo digo por dos apuntes que extraigo del fascinante texto laszliano. Uno es que las relaciones entre magnitudes que hacen posible la vida en la Tierra –la constante gravitatoria y la masa del neutrón y el protón, que duplica la del electrón– son prolijamente matemáticas y permiten, por ejemplo, que haya estrellas calientes y frías y una de las primeras sea nuestro Sol, al que miran las plantas para fotosintetizar y los bañistas para ponerse morenos. El otro es el citado metaverso, al cual Laszlo considera un productor posiblemente infinito, memorioso y cíclico, de universos similares o divergentes del nuestro.

En el primer caso evoqué a Pitágoras y sus arduos discípulos, como diría Borges: el universo responde a un orden matemático y musical (¿no he empezado por una zarzuela?). En el segundo, me acordé de Spinoza, el metafísico del barroco, para quien Dios es el universo mismo y crea infinitas réplicas suyas en infinitos modos, sin parar los domingos, como el Jehová de la Biblia. Y, ya que cité a Borges, podríamos ir a sus artículos en Historia de la eternidad, donde lo cíclico, lo eterno y lo infinito rondan nuestro pensamiento desde Platón a Nietzsche. Laszlo no le habría faltado a la cita al poeta del barrio de Palermo. Las ciencias se adelantan tantísimo que se aproximan a un viejo e insistente poema cosmológico.

Copyright © Blas Matamoro. Reservados todos los derechos.

Imagen superior: Harmonia Macrocosmica (1660), de Andreas Cellarius. Fotografía de Robert Harry van Gent (Universidad de Utrecht), publicada por cortesía de NASA.

Blas Matamoro

Ensayista, crítico literario y musical, traductor y novelista, Blas Matamoro es un pensador respetado en todo el ámbito hispanohablante.

Nació en Buenos Aires y reside en Madrid desde 1976. Ha sido corresponsal de La Opinión y La Razón (Buenos Aires), Cuadernos Noventa (Barcelona) y Vuelta (México, bajo la dirección de Octavio Paz).

Dirigió la revista Cuadernos Hispanoamericanos entre 1996 y 2007, y su repertorio de ensayos incluye, entre otros títulos, La ciudad del tango; tango histórico y sociedad (1969), Borges y el juego trascendente (1971), Saint Exupéry: el principito en los infiernos (1979), Saber y literatura: por una epistemología de la crítica literaria (1980), Genio y figura de Victoria Ocampo (1986), Por el camino de Proust (1988), Lecturas americanas (1990), El ballet (1998), Schumann (2000), Rubén Darío (2002), Puesto fronterizo. Estudios sobre la novela familiar del escritor (2003), Lógica de la dispersión o de un saber melancólico (2007), Novela familiar: el universo privado del escritor (Premio Málaga de Ensayo, 2010) y Cuerpo y poder. Variaciones sobre las imposturas reales (2012)

En el campo de la narrativa, es autor de los libros Hijos de ciego (1973), Viaje prohibido (1978), Nieblas (1982), Las tres carabelas (1984), El pasadizo (2007) y Los bigotes de la Gioconda (2012).

Entre sus trabajos más recientes, figuran la traducción, edición y prólogo de Consejos maternales a una reina: Epistolario 1770-1780 (Fórcola, 2011), una selección de la correspondencia entre María Teresa I de Austria y María Antonieta de Francia; la edición de Cartas sobre Luis II de Baviera y Bayreuth (Fórcola, 2013), de Richard Wagner; y la edición de Mi testamento (Fórcola, 2013), de Napoléon Bonaparte. Asimismo, ha publicado el ensayo El amor en la literatura (2015).

En 2010 recibió el Premio ABC Cultural & Ámbito Cultural. 

DECLINACION

logonegrolibros

  • Acerca de las definiciones
    Escrito por
    Acerca de las definiciones Quizá no es tan difícil saber a qué me dedico, pero me alegra esa indefinición de la que habló Lola Larumbe en la presentación de Nada es lo que es (ver al final de esta…
  • Cine y literatura
    Escrito por
    Cine y literatura Es un tema inmenso, lo admito. Por eso no caben aquí más que unos pocos esbozos para que cada quien se arme su tratado. Lo cierto es que hay cientos de ejemplos de novelas que…
  • Los derechos del divulgador
    Los derechos del divulgador "Amar es, finalmente, hacer el don de nuestras preferencias a aquellos a quienes preferimos" (Daniel Pennac, Como una novela) El autor francés Daniel Pennac nos ofrece, en su bello libro Como una novela (Norma, 1993) los diez…

Trestesauros500

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • Deborah Harkness, historiadora y novelista
    Escrito por
    Deborah Harkness, historiadora y novelista Deborah Harkness es una de mis historiadoras de referencia. Profesora de Historia en la Universidad de Southern California (Los Ángeles). Especializada en historia de la ciencia en la Inglaterra Tudor. Experta en el Londres Isabelino.…

Cartelera

Cine clásico

  • La saga "Evil Dead": el bosque animado
    Escrito por
    La saga "Evil Dead": el bosque animado Evil Dead, o Posesión Infernal si lo prefieren, lleva tres décadas consolidándose como película de culto. Su influencia se va extendiendo como el propio Mal que se desata en la película. Generaciones de jóvenes aficionados…

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • Lou Marini: el saxo y las estrellas
    Escrito por
    Lou Marini: el saxo y las estrellas Starmaker (BluJazz, 2012) es el tercer álbum en solitario del saxofonista de Ohio Lou Marini después de Lou's Blues (2004) y Highly Classified (2010). Se trata de un maravilloso disco que comienza con el tema que…
  • "Agrippina" según Jean-Claude Malgoire
    Escrito por
    "Agrippina" según Jean-Claude Malgoire Agrippina, la ópera satírica de Haendel, estrenada durante su estancia italiana (1706-1710), el 26 de diciembre de 1709 en el Teatro de San Giovanni Crisóstomo de Venecia, ha vivido una notable revalorización, en la que,…

logonegroecologia

Mathias Appel, CC

  • Arquitectura animal
    Arquitectura animal Igual que el hombre, la mayoría de los animales distribuyen su espacio de forma ordenada para cubrir sus necesidades vitales; así, dentro de los límites de su territorio establecen zonas para dormir, para cazar, para…