Impíos mexicanos

Ayer escuchaba cantar a José Alfredo Jiménez una canción que me recordó otra de Agustín Lara. José Alfredo y Agustín (se les suele mencionar más por el nombre que por el apellido) han sido quizá los dos compositores más importantes de México. También cantaban, pero son más conocidos por las interpretaciones que de sus canciones hizo gente como Chavela Vargas, Pedro Infante, Pedro Vargas, Lola Beltrán o cualquier otro de los grandes cantantes mexicanos.

Sería interminable una lista de las delicias creadas por estos dos compositores, así que mencionaré tan sólo algunas. De José Alfredo: Le pido a la suerte, La noche de mi mal, El rey, Ella, Mi aventura, o la que tal vez sea mi favorita: Mundo raro.

De Agustín Lara: Noche de Ronda, Volverás, esa joya que es Se me hizo fácil, la famosísima Solamente una vez, o Piensa en mí, que cantó hace no mucho Luz Casal para una película de Almodóvar.

José Alfredo Jiménez

Como curiosidad, Lara es autor también del famoso chotis Madrid, que empieza con aquello de: “Madrid, Madrid, Madrid, en México se piensa mucho en ti”, y también del célebre tema Granada, que empieza diciendo “Granada tierra soñada por mí…” porque la escribió sin haber visitado Granada. Lara también hizo canciones a Toledo, Valencia y otros lugares de España.

Cubierta de "La enorme distancia" (RCA, 1962)

Pues bien, la canción de José Alfredo que me recordó a otra de Agustín es Canta, canta, canta, que dice:

“Canta, canta, canta

palomita blanca

que tu dicha es tanta

que hasta Dios te adora”

Hay una cierta ambigüedad en la apelación a la palomita, que podría referirse a la mujer que ama el narrador o bien a una paloma (o incluso al Espíritu Santo, porque el cantante viene de “rezar una oración”). En cualquier caso, se trata de una fórmula impía que convierte a una mujer o a una paloma en dios del propio Dios: “que hasta Dios te adora”.

Agustín Lara junto a María Félix

Estas fórmulas cuasi teológicas abundan en las canciones mexicanas, en las que el amor o la venganza muchas veces están por encima de Dios. El ejemplo más claro es el de la legendaria canción de Agustín Lara Palabras de mujer, que dice:

“Aunque no quieras tú

ni quiera yo, ni quiera Dios,

hasta la eternidad

te seguirá mi amor”

En este caso, a Agustín Lara le obligaron a reescribir la letra porque ya era demasiado enfrentarse a los deseos del propio Dios y además vencerlo. La letra corregida dice:

“Aunque no quieras tú

ni quiera yo, lo quiso Dios…”

Partitura de "Virgencita de Zapopan", publicada por Editorial Mexicana de Música Internacional.

Copyright © Daniel Tubau. Reservados todos los derechos.

Daniel Tubau

Nacido en algún lugar de Barcelona en algún momento del siglo XX, Daniel Tubau ha trabajado como guionista, director de televisión, profesor de narrativa audiovisual en lugares como la Universidad Carlos III, la Juan Carlos I, la Escuela de Cine y Audiovisual de Madrid (ECAM), y muchas otras. También ha trabajado en productoras como Globo Media y ha escrito guiones o dirigido muchos programas y series de televisión.

En su juventud, Daniel Tubau escribió algunos libros extravagantes, como La espada mágica, uno de los primeros libros hipertextuales, Deep Purple, que tiene el mérito de haber sido escrito por alguien al que no le gustaba demasiado el rock duro, o diversos cuentos de terror en la Biblioteca Universal del Misterio y Terror.

Tras su fracaso como escritor precoz, Daniel Tubau se lo pensó durante un tiempo hasta que publicó de nuevo, dedicándose a su profesión de guionista y director, o periodista en El independiente. Finalmente, ya en el siglo XXI, Tubau empezó a publicar cuentos, ensayos y novelas, como Las paradojas del guionista, editado en Alba editorial, que es un perfecto complemento de El guión del siglo 21; o La verdadera historia de las sociedades secretas, Recuerdos de la era analógica (una antología del futuro), Elogio de la infidelidad, ambos en la editorial Evohé, o Nada es lo que es: el problema de la identidad, en la editorial Devenir, un ensayo que ganó el Premio Ciudad de Valencia en 2009.

Asimismo, es autor de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes (Ariel, 2015), El espectador es el protagonista (Alba, 2015) y El arte del engaño (Ariel, 2018).

Dentro del programa Madrid con los cincos sentidos (Radio M21), de José Luis Casado, se encarga del espacio Una cita con las musas.

Entrevista con Daniel Tubau.

logomamut

Sitio Web: wordpress.danieltubau.com/

Medios

logonegrolibros

  • Inagotable Montaigne
    Escrito por
    Inagotable Montaigne La historia de la obra monteñana es ondulante y variable como su pensamiento. Sus ensayos aparecieron en ediciones ampliadas y corregidas por él mismo en 1582 y 1588, tras la primera de 1580. Se sabe…

Trestesauros500

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • Fuerte Navidad
    Escrito por
    Fuerte Navidad Habían pasado casi tres meses. Casi noventa noches desde aquella madrugada en la que Rodrigo, al que decían de Triana, gritó "¡Tierra!" desde lo más alto de La Pinta, la más ligera de las tres…
  • El terror de Neal Adams
    El terror de Neal Adams Neal Adams es casi invariablemente mencionado en las enciclopedias como renovador gráfico del género de superhéroes a finales de los sesenta y principios de los setenta gracias a su trabajo en Deadman, Batman, Green Lantern/Green…

Cartelera

Cine clásico

  • "La soga" (Alfred Hitchcock, 1948)
    Escrito por
    "La soga" (Alfred Hitchcock, 1948) El film de Alfred Hitchcock «La soga» es una presentación de Universal Classics que tiene por protagonistas a James Stewart, John Dall y Farley Granger. Una Transatlantic Pintures Production, ha sido producida por Sidney Bersntein…

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • "Four of a Kind" (2015), de Goblin
    Escrito por
    "Four of a Kind" (2015), de Goblin Goblin no necesita presentación para quien esté familiarizado con el prog rock italiano. La banda existe desde los años 70, son los maestros indiscutibles de la música oscura de terror progresiva, y se bifurca en…
  • El maestro Kuhlau
    Escrito por
    El maestro Kuhlau Para cualquier estudiante de piano de estos dos siglos precedentes, el nombre de Friedrich Kuhlau (1786-1832) resulta más que familiar, ya que sus estudios han fatigado los atriles de incontables casas y conservatorios. Mucho menos…

logonegroecologia

Mathias Appel, CC