graciasportadadefesq

¿Está recuperándose en cine de acción estadounidense? Todavía es pronto para decirlo, pero después del daño hecho por Michael Bay y por el estilo pseudo-documental, se está notando cierta tendencia que trata de rescatar la acción en la que el espectador aprecia lo que está pasando y disfruta del trabajo de los especialistas, en lugar de asistir a un confuso batiburrillo de primeros planos e imágenes movidas.

Una película de clase media (no llega a ser serie B, pero tampoco es una superproducción) que se convierte en un homenaje a la clase media. Eso es Spider-Man: Homecoming. Bueno, eso y un inteligente ejercicio comercial.

Los Tres Amigos, además de una comedia de John Landis, es el nombre que se ha dado al trío de cineastas mexicano formado por Alfonso Cuarón, Guillermo del Toro y Alejandro González Iñárritu.

Si creciste en los ochenta, tu reloj mental necesita tiempo para adaptarse a este nuevo Robocop. Durante los primeros minutos de proyección, uno sigue buscando indicios de la cinta original, rodada en 1987 por Paul Verhoeven. Es un impulso nostálgico que nos sentimos apremiados a resolver... hasta que el realizador brasileño José Padilha aprieta el botón Reset, y la película adquiere su propia identidad: la de un sólido technothriller que, más allá de su llamativa pirotecnia, va adquiriendo profundidad e incluso una pátina de inteligencia. Felizmente, Padilha ocupa un área rica en dobles sentidos, donde se conjugan la corrupción institucional, el miedo a la tecnología, la geopolítica, la actividad de los lobbies, ciertos horrores de la experimentación médica, las mentiras periodísticas y la paranoia en torno a la seguridad.

"Batman" (Tim Burton, 1989)

Tim Burton es el maestro de la fantasmagoría y el juego visual. De ahí que el Hombre Murciélago siempre haya figurado entre sus intereses.



Michael Keaton interpreta al famoso arquitecto Jonathan Rivers, cuya tranquila existencia se ve alterada por la inexplicable desaparición y posterior muerte de su esposa Anna (Chandra West). ç

"Los otros dos" ("The Other Guys", 2010)



Extraña comedia policiaca protagonizada por Will Ferrell y Mark Wahlberg, con el apoyo de un actor tan admirado como poco prolífico en los últimos tiempos: Michael Keaton. Los otros dos es una parodia de las buddy-movies, una sátira sobre el mundo de los machos y una crítica de los chanchullos empresariales.

Tras un proyecto tan personal e indefinible como Eduardo Manostijeras, el joven Tim Burton aceptó realizar una secuela de las aventuras del justiciero nocturno.