graciasportadadefesq

Es el artrópodo terrestre más grande del mundo. Con sus garras puede levantar pesos de hasta 30 kg. Aunque sus larvas pasan su primer mes de vida en el mar, cuando los cangrejos son adultos se ahogan si se les sumerge en el agua. Tienen un excelente sentido del olfato. El Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN-CSIC) exhibe uno en la exposición Real Gabinete de Historia Natural.

Es una de las especies más amenazadas del mar Mediterráneo y ha sido el primer invertebrado y la primera especie marina para la que se ha elaborado una estrategia nacional de conservación. Desde la antigüedad, ha sido una presa apetecible para el hombre por su gran tamaño y su fácil captura. El Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN-CSIC) custodia valiosos ejemplares históricos de este emblemático molusco.

A los 30 años recibió en Múnich uno de los más prestigiosos premios internacionales de Taxonomía [el R.J.H. Hintelmann Scientific Award for Zoological Systematics, en 2008]. Investigador contratado del Departamento de Biodiversidad y Biología Evolutiva del Museo Nacional de Ciencias Naturales [entre 2007 y 2008, antes de realizar sus investigaciones en el Centro de Biología Evolutiva de la Universidad de Uppsala, entre 2008 y 2010, y en el Departamento de Herpetología del Museo Americano de Historia Natural, a partir de 2010], José Manuel Padial, reflexiona sobre una de las disciplinas científicas más antiguas.

El Museo Nacional de Ciencias Naturales es una institución pública y como tal está abierta a la sociedad. Particulares, entidades y empresas recurren con frecuencia al MNCN para solventar dudas, realizar consultas. Y el Museo responde. Iniciamos con esta sección el anecdotario de las consultas más interesantes.

Hace unos meses un amigo, Héctor de Córdoba, me comentó, de manera casual, que en el Museo Nacional de Ciencias Naturales debería estar un monito que su abuelo se trajo de Guinea Ecuatorial.

Juan Moreno Klemming (Madrid, 1954) es profesor de investigación del Departamento de Ecología Evolutiva del MNCN (CSIC), vicepresidente de la Sociedad Española de Etología y uno de los más entusiastas defensores de la vigencia de la teoría de Darwin. Su libro Los retos actuales del darwinismo ¿Una teoría en crisis? (Síntesis, 2008) intenta demostrar que la evolución por selección natural es un hecho incontrovertible y que lo que afirmó Darwin no sólo resiste la prueba del tiempo, sino que lo están corroborando las últimas investigaciones de todos los campos de la Biología

Juan Moreno estudia, entre otras cosas, las presiones selectivas que operan ahora mismo sobre los procesos reproductores de las aves. Una de sus investigaciones tiene que ver con la coloración de los huevos.

Actualmente es bien conocido que Sudamérica y Norteamérica estuvieron separadas por más de 65 millones de años, lo que permitió el aislamiento, evolución y diversificación de formas únicas en cada subcontinente.

Solamente cinco semanas, entre los meses de septiembre y octubre de 1835, permaneció el Beagle en las Islas Galápagos, pero fue tiempo suficiente para que Charles Darwin se diera cuenta de que la historia natural de estas islas era notable y que la mayoría de sus especies tanto animales como vegetales no se encontraban en ninguna otra parte del mundo.

En la selva amazónica, entre Bolivia, Perú y Brasil habitaba una especie de rana arborícola que los científicos pensaban haber identificado correctamente. Sin embargo, Dendropsophus kubricki ‒como la renombraron a principios de 2018 en honor al director de cine estadounidense Stanley Kubrick y su obra maestra realizada en 1971, La naranja mecánica‒ no pertenecía a la especie que creían.