Trestesauros500

De Viaje al centro de la Tierra Fernando Savater ha dicho en su libro La infancia recuperada: «Todo Verne está en ella: el escenario insólito, la empresa prodigiosa, el adolescente tímido y renuente, pero emprendedor, el adulto enérgico que lleva a cabo la iniciación, las fuerzas indomables de lo oculto, la significación implícitamente metafísica del riesgo y del descubrimiento...»

"Antes de Adán", de Jack London

Así describe London su inspiración"¡Imágenes! ¡Imágenes! ¡Imágenes! Muy a menudo, antes de averiguarlo, me he preguntado de dónde vendrían la multitud de escenas animadas que poblaban en tropel mis ensueños; porque en la vida real no había visto nunca nada semejante a las imágenes de mis sueños".

"En busca del fuego", de J.H. Rosny

Joseph–Henry–Honoré Boex, nacido en Bruselas en 1856, escribió una parte de su obra en colaboración con su hermano Sheraphin–Justine–François, utilizando para ello el seudónimo común de J.–H. Rosny.

«El vínculo del hombre con el lobo es inaudito en la Tierra, nunca ha habido otro igual. Se produce en el Paleolítico, cuando unen sus fuerzas para ayudarse mutuamente en la caza. Ese momento fascinante es el que he querido imaginar en mi novela, que tiene dos personajes (un hombre y un lobo) y un paisaje (la naturaleza prehistórica)».

Hace treinta años, Jean Marie Auel escribió su primera novela sobre Ayla, una niña huérfana que vivió en una época muy lejana a la nuestra. Ayla anhelaba un hogar, un lugar donde ser aceptada y, durante su búsqueda, encontró un rincón en el corazón de millones de lectores de todo el mundo y El Clan del Oso Cavernario se convirtió de forma instantánea en un fenómeno global.

Quinto título de la serie Los Hijos de la Tierra, comienza justo en el mismo punto en el que los lectores despidieron a los dos protagonistas en Las llanuras del tránsito. Nuestra protagonista Ayla y su compañero Jondalar llegan hasta el Valle de la Dordoña francesa, tierra donde habita la tribu de la familia de Jondalar, los Zelandonii.

Con la novela Las llanuras del tránsito, Jean M. Auel llega a la cuarta entrega del ciclo Los Hijos de la Tierra, que inició con El Clan del Oso Cavernario. Sus protagonistas, Ayla y Jondalar se despiden de los cazadores de mamuts y emprenden un largo viaje a través de Europa que durará más de un año, hacia las tierras de Jondalar, territorio de los zelandonii, lo que hoy en día es el Sur de Francia.

Los cazadores de mamuts es la tercera entrega de la saga Los Hijos de la Tierra, iniciada con El Clan del Oso Cavernario.

El Valle de los Caballos es la continuación de El Clan del Oso Cavernario. Tras ser expulsada del clan de los neandertales, la joven Ayla decide buscar a los de su propia estirpe, los cromañones, y emprende un viaje lleno de peligros y aventuras hasta que encuentra una cueva donde refugiarse durante un tiempo.

Las musas matutinas

A mi hermana Carmen
Este texto debe mucho al Metro y al Pumabús, mas no porque lleven a quien lo escribe a su destino mañanero, sino por la inspiración que le significan.